No te pintes mientras conduces….

De más está decir lo difícil que resulta maquillarse mientras conducimos.

Cuando el tráfico está complicado, las mujeres tenemos la mala costumbre de ocupar nuestro tiempo maquillándonos…cada año, miles de accidentes están causados por mujeres que se maquillan mientras conducen.

Acá les dejo un videíto comercial de Volkswagen sobre la seguridad vial : El spot alemán “Don’t make up and drive” (No te maquilles y manejes) tuvo un especial éxito

El comercial que fue votado como el mejor vídeo viral en la categoría “Cyber Lions”, hace referencia a un asunto de actualidad. Además ganó 2 Leones de Oro, 2 Leones de Plata y otros 19 de Bronce en el festival más prestigioso de la industria publicitaria en el 59º Festival Internacional de la Creatividad en la ciudad francesa de Cannes. Los jurados compuestos por 300 profesionales de la publicidad de todo el mundo votaron a la marca Volkswagen entre las mejores de la industria en ocho categorías.

Fuente: impuslonegocios.com

Anuncios

Prender las luces salva vidas…

Imagen

La realidad de las luces bajas es que nos olvidamos, y nos acordamos cuando vemos un policía, o ya nos paró para multarnos y nos queremos morir.

No está en nuestra idiosincrasia, no está en nuestra cultural andar a reglamento, más bien como andamos de locos manejamos. Luego nos queremos matar que por algo tan tonto debamos pagar una suma tan grande, y lo incorporamos al subir al auto como al cinturón de seguridad. Porque es por nuestro bien carancho!!

La ley 25.456 que fue sancionada y promulgada en el año 2001 decía: “Luces bajas: mientras el vehículo transite por rutas nacionales, las luces bajas permanecerán encendidas, tanto de día como de noche, independientemente del grado de luz natural, o de las condiciones de visibilidad que se registren, excepto cuando corresponda la alta y en cruces ferroviales.”

Entiendo que estamos a las corridas y si no tenemos un auto que tenga chicharra pues nos será difícil convivir con este tema, y si en el lugar donde vivimos no nos multan mucho peor, somos todos responsables incluso en la ciudad.

Ya no tenés excusas, hay varios dispositivos que te pueden ayudar, entrá en mercadolibre y vas a ver cómo te solucionan la vida.

Prendé la luz de esperanza…

¿Tu primer auto un usado? El mío lo fue también…

Imagen

El sueño del primer auto, lo recuerdo como si hubiese sido ayer. Mirar todos los usados en las agencias, y cuando un amigo te dice, conozco a alguien que vende un auto que adentro esta como nuevo!!! Era de una viejita, anda a verlo con tu mecánico… jajajaja asi empezaba todo.

Hoy es más fácil el tema de ver las ofertas con tantos portales de venta on line… pero si no tenés ni idea, lo mejor es que sigas buscando a tu mecánico amigo o de confianza por lo menos para los temas de motor y pintura.

A simple vista los choques, raspones y diferencia de color en la pintura te dan un claro mensaje, pero para algunos detalles hay que tener buen ojo, ya que a muchos autos los preparan para la venta, le hacen un lavado de cara con una simple mano de pintura. El ojo entrenado puede llegar distinguir a donde se pinto sobre masilla y las diferencias de colores entre partes que fueron re-pintadas ya sea por un choque, pudrición, etc.

En lo posible, siempre traten de ir de día y un truco es llevarse un imán para pasarlo en las partes donde tengas dudas… si no se pega el imán, es porque existe una reparación con masilla.

Seguramente lo que te van a decir es que “la documentación, que está todo en regla”, haceme caso CHEQUEALO:

  • Cedula verde y título obviamente
  • Informe de dominio, en dónde se explicita en qué estado están los papeles del auto
  • Libre deuda de patentes y de infracciones actualizado (Cuidado, una cosa son las infracciones de Capital y otra de Provincia)
  • Verificación policial
  • El 08 para la transferencia

Temas de los autos que ya tienen más de 50 mil kilómetros:

Fijarse en detalles como los pedales, el volante, torpedo, tablero, si están muy gastados tener cuidado pues, le están mintiendo.

La famosa frase de la “tripa” o tocar el cuenta kilómetros; Lo modifican para que muestre menos de lo que tiene, la única forma de saber esto es ir con el mecánico.

Hay que tener mucho cuidado al comprar un taxi o un remis por ejemplo cuando el auto es muy barato, es casi seguro que algo tiene, salvo que el dueño este muy necesitado de dinero, pero generalmente algo raro hay y muchos vendedores no te dicen nada.

Si los tapizados tienen funda hay que tomarse el trabajo de levantarla y constatar el estado de los tapizados originales, las alfombras ya sea del piso como la del baúl para ser si no existen picaduras en la chapa, inclusive verlo desde abajo. (Especial cuidado con los autos de lugares como Mar del Plata, donde el agua es salada y produce que se acelere el deterioro de la chapa)

También existen otras picardías que se aprenden con el tiempo de andar comprando y vendiendo autos:

Traten de hacer una cita con el vendedor temprano por la mañana, después de que el vehículo ha estado parado toda la noche. Hay que ver como arranca el auto a primera hora y también pueden revisar las manchas de aceite y agua en el piso. (Los autos diesel si están bien de motor arrancan con la primer precalentada de bujías). Si vez manchas en el piso pedile a tu mecánico que abra la tapa del radiador y vea dos cosas: primero que no se observe aceite con agua (obvio que el aceite y el agua no se mezclan, pero cuando el motor esta malo, se ve aceite en el agua) también fíjate si al abrir la tapa se observan burbujas, eso significa que tiene la junta soplada.

Si el vehículo es de un particular, trata de llegar con 30 o 40 minutos de anticipación. Quizá descubras que están preparando el vehículo para tu visita y no hablamos de lavarlo solamente.

Sería genial que te dejen subir y dar una vuelta. El tema de abrir y cerrar las puertas que no estén caídas, que tenga bien la línea de “cintura” mirando la carrocería desde atrás hacia adelante, que las ópticas no calcen más de un lado que del otro, que las baguetas no tengan otro color, que no esté picado el falso chasis, que arranque sin problemas, que no humee, que no tenga juego la caja, que le anden los accesorios, que tenga el aire cargado, que no vibre el volante, que cuando venís a 90 y clavas los frenos no salga para cualquier lado.

Y cuando estés conduciendo el vehículo, busca un lugar tranquilo, maneja despacio (20- 40 Km/h), baja la ventana y escucha los sonidos del vehículo. Sólo debe escuchar el sonido de las llantas sobre el pavimento y no ruidos extraños.

Fíjate si las marcas de los neumáticos son todos iguales, si están gastados uniformemente, si tiene rueda de auxilio, gato, llave cruz.

Te recomiendo practicar inspeccionando tu propio vehículo o el de un amigo en buenas condiciones. Al hacerlo te familiarizarás con el proceso y también obtendrás un punto de referencia con relación a los vehículos que piensas comprar.

La lista es larga:

Exijir al vendedor la exhibición del Título y la Cédula y anotá:

  • Número de dominio (patente)
  • Número de Control del Título del Automotor
  • Número de Control de la Cédula de identificación (cédula verde).
  • Pedí un informe de Dominio en el Registro de la radicación. Con este informe podrás conocer los datos del titular registral (el que debe firmar la Solicitud Tipo “08” como vendedor), si figura su cónyuge, los Números de Control del Título y la Cédula vigentes, los datos del automotor así como las afectaciones sobre éste o sobre el titular que debe conocer antes de comprar.
  • Controla que los datos coincidan con lo que vos tomaste anteriormente. Esto impedirá que te entreguen informes falsos.
  • Si el vendedor se niega a darte el informe de dominio, directamente andate y no lo compres. Tene cuidado que el auto no esté inhibido o prendado.
  • En lo posible, verifica el auto personalmente o por una persona de tu confianza en Planta de Verificación habilitada aunque el vendedor te ofrezca realizarla él o entregarle una verificación ya realizada. Esto impedirá que te entreguen verificaciones falsas.
  • Al concretar la operación y salvo que concurran ambas partes al Registro a inscribir la transferencia de dominio le deberán entregar:
  1. Título del Automotor
  2. Cédula de identificación
  3. Solicitud Tipo “08” firmada por la persona que según el Informe es el titular registral, por su cónyuge si correspondiere, y que las firmas estén certificadas.
  4. Segunda llave
  5. Manual del automóvil con services firmados (en lo posible)
  6. Factura de compra (deseable)
  7. Tarjeta del stereo con la clave

Demasiado no??

Pensá que un auto con 30000 kilómetros ya ha pasado por 3 services, y tienen detalles varios para controlar, pasados los 50.000 km. ya tenés detalles tales como:

  • Frenos
  • Bugías
  • Correa
  • Aceite
  • Gas del aire acondicionado
  • Amortiguadores
  • Limpiaparabrisas
  • Mangueras

Extrema las precauciones, quizá la otra persona no sea mal intencionada, pero si descuidada.

En ello se van tus ahorros y quizá peligre tu vida, una mala reparación determina muchas cosas.

Fuente: Experiencias propias y Taringa